sábado, 28 de julio de 2018

Carta de Luis CM


Carta de Luis Cruz Martínez
Párrafos del artículo "Toda la verdad acerca de Luis Cruz Martínez, uno de los héroes del combate de la Concepción" escrito por Mario Soro Cruz.

"UN MARAVILLOSO DESCUBRIMIENTO HISTÓRICO EN EL LICEO DE HOMBRES DE CURICÓ RELACIONADO CON EL PERÍODO ESCOLAR DE LUIS CRUZ MARTÍNEZ.

Existe un suceso de mucha importancia que se encuentra en unos apuntes inéditos escritos por Inés Adelaida Martínez Alarcón, prima de Luis. Se trata de un acontecimiento de gran trascendencia, relacionado con la fecha de matrícula del héroe en el Liceo de Hombre de Curicó. El documento biográfico tiene por título: El héroe y su madre, el cual me fue facilitado gentilmente por el personal de la biblioteca del Museo Histórico y Militar de Chile. En su interesante contenido es posible leer la siguiente historia:

“El ingreso de Luis al primer año de humanidades se efectuó exactamente con fecha 8 de julio de 1878. Sin embargo el año anterior, esto es, en 1877, tía Martina ya había estado en el mismo liceo los últimos días de diciembre de ese mismo año con la intención de matricular a su hijo (nieto), pero en esa oportunidad Luis fue rechazado por faltarle aproximadamente seis meses para cumplir los doce años de edad que exigía el establecimiento educacional. Por lo tanto, recién el día ocho 8 de julio de 1878, Luis es aceptado y matriculado en el liceo que actualmente lleva el nombre del héroe. Ese mismo día, Martina Martínez declaró ante el Rector don Uldarico Manterola no ser la madre del muchacho que llevaba a matricular, firmando los documentos sólo como apoderada de Luis Cruz. El rector respetó sin inconvenientes la palabra de ella. “Cruz, don Luis, hijo de padres no conocidos. Se incorpora al primer año de estudios. Es natural del Depto. de Talca y vive en la calle Membrillar N° 236 26 –su apoderada que suscribe– es Martina Martínez de Franco”. Al año siguiente, en 1879, cuando el alumno ingresa al segundo año de humanidades se produce un cambio de nombre, ahora Luis aparece con el segundo apellido de la madre (abuela), esto es, Luis Cruz Martínez.

Se debe comentar que en el momento mismo que Martina confiesa al rector que ella no es la madre de Luis (en realidad era su legítima abuela), una buena parte de esa conversación privada no escapó a los finos oídos del muchacho que en ese momento se encontraba a muy corta distancia de la oficina del rector. Aquellos instantes fueron los más duros para Luis, fuera de todas las dudas que tenía anteriormente con respecto a la identidad de su padre, se agregaba ahora que esta señora, a quien quería tanto, tampoco era su madre biológica. En ese mismo instante corrió a comunicarle esta situación al ‘Maca’, así llamaba a su tío Macario Martínez Saavedra, en el cual encontró siempre un importante apoyo familiar, el que junto a la gran fuerza de voluntad que poseía Luis, le ayudaron a superar todo este terrible conflicto con la hombría que era preciso mantener en situaciones tan difíciles. En forma muy inteligente fue comprendiendo la dolorosa posición de su madre (abuela); sin embargo, todo este conflicto incentivó a Luis a tratarla con el mismo cariño de siempre, jamás mencionó a ella nada de lo que escuchó el día de su ingreso al liceo”. 

Por último, el 5 de marzo de 1880, Luis es matriculado en el tercer año de humanidades, curso en el que permaneció muy poco tiempo debido a que el 5 de abril de ese mismo año se enroló con mucho entusiasmo en el Batallón Curicó. Durante el mes que asistió a clases vivió en la casa del rector del liceo, el que además tomó la responsabilidad de ser su apoderado. Es importante destacar que el hijo del rector era muy amigo y además compañero de curso de Luis. Debo agregar que la relación de mucho afecto que había entre Luis y el rector del liceo, es el resultado de los vínculos de amistad que existían entre algunas familias tradicionales de Santiago como en Curicó, por ello se creó una correspondencia entre el dueño de la hacienda Los Cristales don Severo de la Cruz Vergara y don Uldarico Manterola. Como consecuencia de esta situación, es muy posible que el tema relacionado con la educación y el bienestar del joven fuera tratado en forma confidencial entre ambos. El padre de Luis se interesó para que su hijo recibiera una educación del más alto nivel, y de esta forma hacer de Luis un ciudadano y líder honorable.  

La gran amistad que existía entre el rector del Liceo de Hombres de Curicó, don Uldarico Manterola y el alumno Luis, queda plenamente demostrada con la existencia de un importante documento, el cual corresponde a una afectuosa carta que Luis enviara al rector el 27 de febrero de 1881, desde Lima, capital del Perú, la que en aquella época estaba dominada bajo las Garras del Cóndor. Se acompaña copia de la carta al final de este artículo...

Carta enviada por Luis Cruz Martinez al Rector del  al Rector del Liceo de Hombres de Curicó, Don Jose Uldarico Manterola

 "Lima, Febrero 27 de 1881.

Señor
Uldarico Manterola:

Mi apreciado i querido rector:
Después de saludarlo i desearle la más completa felicidad paso a tratar un importante asunto en esta carta.

El objetivo de la comunicación mi querido rector, es para darle prueba de que no soy ingrato i que no he olvidado todo lo que Ud. ha hecho por mí. Sí, mi apreciado rector, me acuerdo muy bien de todos los favores que he recibido de Ud. como asimismo de los castigos que con justa razón me aplicaba, i yo ahora veo mui bien que eran mui justos. Ud. comprenderá mi querido rector de que ahora estoy más hombre que antes, sí señor, ahora no soy el chiquillo travieso de antes, ahora soy hombre, porque en la milicia se aprende a ser hombre i yo como soy sargento i por lo tanto tengo que mandar, debo hacerme respetar, por esto tengo que aprender a ser un soldado.

Mi apreciado rector, después de haber peleado en la quebrada del Manzano, Portezuelo i las grandes Batallas de Chorrillos i Miraflores, me encuentro en Lima; al fin se han cumplido mis deseos, ahora debo volver a mi patria.

Le voy a dar algunos detalles de los grandes Combates de Chorrillos i Miraflores.

El día 12 de Enero a las 5 p.m. emprendió la marcha el Ejército en dirección a Chorrillos i Miraflores.

La primera división abrió el fuego a las 4 a.m. por el lado de Villa Chorrillos. La segunda división lo hizo a las 6 a.m. por el lado de San Juan. Los enemigos tenían triple línea de trincheras.

Ha habido que sacarlos de reducto en reducto, de fuerte en fuerte, de trinchera en trinchera. Los hacíamos salir de una trinchera i se metían en otra, en fin, era una continuación de combates i cuál de todos más reñidos. El combate ha sido mui largo, principió a las 6 a.m. y concluyó a las 2 p.m.

El Curicó se portó muy bien i ha tenido mucha suerte, han salido heridos el Comandante Cortéz, 2 subtenientes i como 20 soldados; muertos como 90 soldados, mui pocos.

El día 15 en la mañana se firmó un armisticio que debía concluir a las 12 p.m. del mismo. Nuestras tropas se encontraban como a tres cuadras de las líneas enemigas i estaban descansando, se habían quitado las fortituras i hasta las cananas cuando los cholos rompen simultáneamente los fuegos i se empeña el combate que concluyó a las 6 p.m. con feliz éxito. El día 17 Lima era ocupada por una división de 6.000 hombres.

Pocos días después todo el Ejército chileno entraba a Lima.

La orgullosa capital del Perú, la ciudad de los virreyes se había desplomado, vencida imploraba el perdón del vencedor. El Perú estaba derrotado, la guerra tocaba a su fin.

Hasta este momento no se ha nombrado Gobierno; pero se dice que en pocos días más se designará uno i se firmará la paz. 

Dentro de algunos quince días volveremos a Chile, a nuestra amada patria. Mis pensamientos son de entrar al Liceo i continuar mis estudios; para conseguir esto solicito de Ud. la misma ayuda que antes i yo le prometo señor, hacerme merecedor de esta protección, estudiando con más ahínco i más laboriosidad. 

Esperando de U. este servicio a que mediante su buen corazón espero conseguirlo.

Se despide su mas eterno agradecido.
Luis Cruz Martínez

Espero de U. me conteste, es favor."

******************
Saludos
Jonatan Saona

1 comentario :

olave caballero dijo...

lAS CARTAS ESCRITAS CON PUÑO Y LETRA DE NUESTROS SOLDADOS,SON UN FIEL TESTIMONIO DE LO VIVIDO EN EL CONFLICTO Y SE CONVIERTEN EN UNA DOCUMENTACIÓN ALTAMENTE VALIOSA PARA DEVELAR LO REALMENTE VIVIDO,PARA COMPRENDER EL ESPÍRITU,LA FE Y LA CONDICIÓN DE SACRIFICIO DE QUIENES LA ESCRIBIERON,Y CONFIRMAR LO QUE LA HISTORIA A PRONUNCIADO POR LOS NUESTROS.

Publicar un comentario

GDP1879 te invita a visitar↓↓↓ Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...