martes, 8 de diciembre de 2015

Bouquet busca a Carrasco

Parte de Hilario Bouquet

Señor comandante de armas:

El comandante de la fuerza espedicionaria sobre Atacama me dice, con fecha 14 de Diciembre, lo que sigue: 

"Señor coronel: 
Tengo el honor de dar cuenta del cumplimiento de las órdenes que recibí de V.S. en nota núm. 150, fecha en la comandancia de armas de Calama, el 10 de Diciembre de 1879, en la que se ordenaba, como punto principal, la reocupación de la plaza de San Pedro de Atacama por las fuerzas de mi mando. 

Salí de Calama el 10 del corriente a las 4 P.M., llegando el mismo dia a Chiuchiu, a donde pasé la noche. 
El dia siguiente, 11, al amanecer, tomaba la guarnición de esta plaza, i a su cabeza me dirijí al lugar llamado Teca, punto donde debíamos reunimos con la infantería, Cazadores del Desierto, venida directamente de Calama.

No habiendo llegado ésta al punto indicado sino el 12 en la tarde, no me fué posible continuar mi marcha con las fuerzas reunidas sino a las 4 P.M. del mismo dia. De Teca hasta Atacama, objetivo de la espedición, dos caminos nos podían conducir: el uno que une directamente los dos puntos, de estensión de veinte leguas, sin recurso de agua i víveres, i el otro, pasando por San Bartolo, nos ofrecía ambas cosas para la tropa que marchaba. He seguido el segundo. 

Salí de Teca, como he dicho arriba, a las 4 P.M., caminando hasta la medianoche, momento que me detuve a causa de la gran oscuridad i de una red de caminos que se dirijian a varios puntos. 

En la mañana del 13 continuaba mi marcha a las primeras luces del dia; no estaba sino a dos o tres leguas de San Bartolo, en donde pensaba dar descanso a nuestra tropa demasiado fatigada. Cuando tal pensaba, recibí un segundo aviso de que el coronel Carrasco debía ocupar Atacama la noche del mismo día; debía impedirlo a toda costa, i, al efecto, escojí 50 infantes i con los 50 Granaderos de que disponía, me adelanté, mientras el teniente San Martin continuaba la marcha mas lentamente, reuniendo el resto de la infantería. Con la mayor rapidez avancé sobre Atacama con los 100 hombres de que ya he hecho mención, es decir, 50 Cazadores del Desierto, al mando del capitán ayudante, señor Subercaseaux, i 50 Granaderos, bajo las órdenes de los señores capitanes Manzano i Doren.

La misma tarde, es decir el sábado 13, a las 7 P.M., entrábamos en Atacama, i en el mismo instante en que una vanguardia de Carrasco, enviada con el objeto de recojer animales, huía con presteza a la noticia de nuestra aproximación, sin conseguir llevar nada. Según avisos llegados de varias partes, entre otros, el del señor subdelegado don Ignacio Toro, que vino a avisarme tenia casi certidumbre de que el enemigo nos atacaría a las 2 A.M. 

En consecuencia, las tropas estuvieron sobre las armas, i a la hora indicada, 2 A.M., algunos esploradores se presentaron en una calle de este pueblo, habiendo emprendido la fuga a algunos disparos hechos por los nuestros.

Desde esa hora hasta mediodia de hoi, domingo 14, nada ha ocurrido de notable. 

En resumen, señor coronel, el pabellón chileno flamea en Atacama, i si el enemigo tratase de darnos un nuevo golpe, de seguro que pagaría caro su audacia, puesto que nos mantenemos siempre de pié firme.

Dios guarde a V.S.
—Bouquet." 

Lo que comunico a V.S. para su conocimiento i demás fines, agregándole que la compañía de Granaderos llegó a ésta sin novedad. Su fuerza, 71 hombres. 

Dios guarde a V.S.
O.BARBOSA
______________

Nota de Bouquet fechado 15 de diciembre de 1879.

“Señor coronel:
Acabo de recibir en este mismo instante la noticia de que Carrasco ha abandonado a Toconao ayer domingo 14 a las 2 P.M.: ha seguido con sus tropas, compuestas aproximadamente de 200 hombres, un camino que conduce al interior de Bolivia.

A fin de cerciorarme del hecho que tengo motivos de creer cierto, pues está atestiguado por siete a ocho personas que vienen de Toconao, parto para dicho lugar con 25 granaderos, acompañado de los señores capitanes Marsan i Subercaseaux; por el camino que ha tornado es imposible que Carrasco venga a Atacama sin que lo encontremos.

Sin embargo, para evitar toda sorpresa dejo órdenes especiales al señor capitán Doren, a quien entregué durante mi ausencia el mando de la plaza..."

***********************
Imagen, grabado de Hilario Bouquet, publicado en el periódico "El Nuevo Ferrocarril"

Saludos
Jonatan Saona

No hay comentarios :

Publicar un comentario

GDP1879 te invita a visitar↓↓↓


Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...