jueves, 17 de enero de 2013

Ocupación de Lima



La ocupación de Lima
por Roberto Mendoza Policarpio

Historiador

Luego de las batallas por Lima, en la Guerra de Chile contra el Perú, el general Baquedano pactó con el alcalde limeño Rufino Torrico para la entrega de la capital peruana con la consiguiente ocupación por el ejército vencedor. Debido a que se preveía un enfrentamiento con el pueblo limeño, Baquedano eligió a los cuerpos más disciplinados, entre los que estaban los regimientos ¨Buín¨ 1° de Línea, Zapadores, Batallón ¨Bulnes¨, una brigada de artillería de campaña y los regimientos de caballería ¨Cazadores¨ y ¨Carabineros de Yungay¨.

Según Manuel J. Vicuña En su ¨Carta política¨, consigna que
 ¨...a las 4 de la tarde (del 17 de enero de 1881) empezó a entrar a Lima una parte escogida del ejército chileno, Lima parecía en ese momento un cementerio, nadie salió a las calles, salvo algunos extranjeros curiosos¨. 
La tristeza ciudadana era natural, por ello, las bandas del ejército chileno no tocaron, además de no despertar con sus acordes, alguna reacción patriótica en el pueblo. En cuanto al número de invasores que ingresaron, el tradicionalista Ricardo Palma, en sus ¨Cartas inéditas¨ nos cuenta que ascendió a 4,000 y lo hicieron ¨...con el mayor silencio¨; en la Plaza de Armas concluyó el desfile. En los días posteriores, los chilenos llegaron a 13,000,

Uno de los actos más dolorosos para el Perú fue el izamiento de la bandera chilena en los principales edificios, pero al lado de esta, también aparecieron emblemas de muchos países en diversos inmuebles, como símbolo de neutralidad, esto debido a que Lima era una ciudad que en su parte más céntrica, concentraba gran cantidad de comerciantes, la mayoría extranjeros, de tal forma que ellos exhibieron su emblema como señal de neutralidad.

La distribución de los diferentes cuerpos de ejército, se dispuso en los cuarteles de la capital y al no ser suficientes, se utilizaron otros locales del estado, como la Biblioteca Nacional, la Escuela de Ingenieros y el Palacio de la Exposición, además de las haciendas de los alrededores de Lima.

En un primer momento el comando chileno optó por tener acuartelada a la tropa, según Hipólito Gutiérrez en su ¨Crónica de un soldado de la Guerra del Pacífico¨, comenta que
 "...nos llevaron para Lima a un cuartel llamado Santa Elena. Ahí nos tuvieron acuartelados sin puerta franca. Como a los 8 días nos empezaron dar puerta franca...". 
El encierro a que fueron sometidos debió provocar insatisfacciones, puesto que todos pensaban descansar y gozar de placeres en la capital peruana.

Respecto a la población, ésta adoptó una actitud de reserva, de encierro. Según ¨El Heraldo¨ N° 174,
 "Lima está todavía como en viernes santo. No corre sino uno que otro carruaje; los carros del ferrocarril sin caballos...las tiendas cerradas y muchas casas como si acabara de morir el dueño...".

Según Gonzalo Bulnes en su ¨Guerra del Pacífico¨, dice que 
"...la sociedad limeña pasaba su tiempo encerrada en sus habitaciones, viendo pasar por entre los bastidores de sus ventanas esos uniformes odiados que le recordaban el deudo muerto, el hijo o el amigo ausente en el interior, sufriendo penalidades por seguir a un caudillo que les ofrecía una victoria segura. Todo era mustio y triste en Lima. Sus damas de distinción, las representantes de su aristocracia de nobilísimos blasones, no salían de su domicilio sino para ir a las iglesias el domingo y solamente allí se las veía desfilar, envuelto y casi cubierto el rostro con sus mantillas, como una protesta de aislamiento contra los invasores. La vida social estaba suspendida por completo. Ni teatros ni fiestas. En los hoteles y restaurantes dominaban los oficiales chilenos, a los cuales vigilaba severamente el General en Jefe".

Consolidada la ocupación, los invasores se apoderaron de las rentas del Municipio, se llevaron valiosas estatuas de los paseos públicos, así como cañones de la fortaleza del Callao y saquearon diversos establecimientos públicos y privados como la Biblioteca Nacional, la Universidad de San Marcos, la Escuela Militar, la Escuela de Artes y Oficios, el Colegio Guadalupe, el Palacio de la Exposición, el Jardín Botánico, etc.

Hubo un retraimiento que reflejaba lo difícil de la convivencia con el invasor. Ya que no se podía abandonar Lima, se recurría al vacío, destacándose el estado en que quedó la población masculina: heridos en cantidades que fueron atendidos en sus propios hogares, tanto por no haber sitio en los hospitales o enfermerías, cuando por evitar que los chilenos puedan conocer los nombres de todos los que participaron en las luchas y tomar represalias. Se buscaba en lo posible mantener el secreto.

Ante algunas violaciones y abusos de la soldadesca chilena contra las mujeres limeñas, la población respondía asesinando a los culpables, pero ante la fuerza de las armas enemigas por vengar la muerte de sus paisanos, muchas veces eran fusiladas personas inocentes. El 12 de marzo de 1881, fue muerto el orate llamado Cabo Cruzate en la esquina denominada Campanas; el 28 de marzo del mismo año hubieron dos ejecuciones en la plazuela de San Lázaro.

Según el diario ¨La Situación¨ en su número 109, en los primeros días de setiembre de 1881, cinco soldados chilenos ingresaron a la hacienda de Chavarría, cercana a Lima, en donde robaron y cometieron otros escandalosos crímenes; los agredidos mataron a los cinco chilenos. El tribunal militar nombrado, mandó tomar presos a todos los vecinos, pero los que en justa defensa mataron a los soldados chilenos, ya habían fugado. Al no haber testigos que declarasen, los invasores escogieron como víctimas a los arrendatarios y administradores del fundo y fueron condenados a muerte; el tribunal acordó además condenar a los citados reos, a la pena de confiscación de sus bienes, esta sentencia fue dictada el 29 de setiembre por Estanislao del Canto, J. León García, Diego A. Donoso y Julio Centeno.

Ese mismo día fueron sorprendidos varios sujetos cuando desenterraban cañones en Piedras Gordas, dos de ellos fueron fusilados. El 20 de julio de 1882, corrieron la misma suerte dos limeños en la plazuela de la Salud, tras el ¨quinteo¨, es decir, en los lugares que los chilenos querían dar un escarmiento, tomaban prisioneros a 5 peruanos y luego de un sorteo, fusilaban al que salía elegido. Este medio represivo fue muy cuestionado por miembros de los cuerpos diplomáticos acreditados.

La ocupación de Lima por las tropas invasoras, trajo muchas penalidades a la población, hasta que una mañana de agosto de 1884, el asta colocada en la Plaza de Armas amaneció sin la bandera chilena. Esa mañana habían desaparecido los chilenos de la capital, por ello la gente corrió la voz y comenzó a congregarse en el lugar. Las llaves de la puerta del Palacio, habían sido dejadas en la estación del tren.

A las 10 de la mañana entró una compañía de soldados peruanos, deteniéndose frente a Palacio, lugar al que penetraron; más tarde se supo que buscaban una bandera del Perú, no encontrándola ya que todos los emblemas se habían convertido en trofeos de guerra. Para entonces se había acercado un representante de la Municipalidad de Lima, recordando que tenía una bandera peruana oculta en un falso techo.

Luego de varios minutos de búsqueda, salieron del local edil, un oficial, 8 soldados y los representantes de la comuna, llevando una gran bandera plegada. Era la única que existía en Lima. Con solemne lentitud los soldados fijaron un extremo del pabellón a la cuerda del asta y extendiéndolo, empezaron a izarlo.

Volvía a vérsela, roja y blanca de Junín y Ayacucho, blanco de los Andes y rojo de Arica. Al momento en que subía, la muchedumbre silenciosa cayó de rodillas, muchedumbre formada por huérfanos, viudas, inválidos, solitarios y arruinados en esta infausta guerra. No se escuchó un tambor a una corneta, sólo una palabra que fue creciendo poco a poco...Perú...Perú.


Roberto Mendoza Policarpio
Historiador
C.E. huatiacury@yahoo.com
**************

Texto tomado del blog Rastros de Guerra, de Juan Carlos Flórez Granda

Saludos
Jonatan Saona

20 comentarios :

Anónimo dijo...

Es increíble ver como estas ratas chilenas pudieron o se atrevieron a mancillar el suelo de los grandes personajes de América y pensadores o en otras palabras, la capital cultural de América....asquerosos chilenos miserables analfabetos..

Anónimo dijo...

Capital cultural?no me hagas reír serranito ,y de que grandes personajes hablas ? Fujimori,Montesinos,abimael Guzmán?

Anónimo dijo...

no me hagas reir por que contar con un pablo neruda no es suficiente ,en cambio el material peruano posee muchas riquezas

R.Rojas dijo...

En el ingreso del ejército chileno a Lima se aprecia, en posición principal, una llama , con adornos y galardones; la llama es símbolo peruano.¿un gesto pacificador de Baquedano?

Anónimo dijo...

La historia oficial de Chile dice que la guerra comenzó porque los bolivianos aumentaron los impuestos a las empresas chilenas. Ergo, el gobierno chileno mando a morir y matar para defender el patrimonio de unos pocos ingleses. El pretexto, un pacto secreto de defensa, ojo no agresión. Es acaso ello razón para robar, saquear y asesinar??? No será acaso que aún los estudiantes no ven con ojo crítico cómo la historia de Chile enaltece y hace apología de la rapiña. Sin embargo, sin disparar un tiro, Argentina les arrebató más tierra que la que ellos robaron al Perú.

Anónimo dijo...

porque los peruanos siempre dicen "robar" cuando fue una guerra de una alianza superior en numero contra chile. fueron arrasados y como es la norma en esa epoca, se paga el costo de la guerrar con territorio

Anónimo dijo...

argentina se aprovecho que chile estaba en guerra contra la alianza y en infierioridad numerica y de recursos. Muchos analistas creen que por la superioridad del soldado chileno, igual se podria haber vencido a Argentina pero no de manera tan aplastante como contra Peru y Bolivia.

Anónimo dijo...

la verdad es que Lima se rindió cobardemente, en lugar de ser un Stalingrado o unas termopilas, abrieron femeninamente la ciudad para que el invasor pasará tranquilamente, las mujeres criollas se entregaban mansamente a los soldados chilenos,hasta matrimonios hubo,no hay nada mas nauseabundo que la actitud de las gentes de Lima para con el invasor.

Anónimo dijo...

¿Cobardemente? San Juan, Chorrillos, Miraflores. En esta última murieron cientos de civiles, de todas partes y condiciones sociales. No veo la cobardía en eso. ¿Tuvo que haber otra línea de defensa, una lucha calle por calle para que no sea "cobarde" la resistencia?

Miguel Huerta dijo...

PONGÁMONOS SERIO, YA QUE ESTE BLOG LO ES. La causas son muchas pero la principal es que Perú ,quiso repetir la maniobra del guano, hecha en 1840. Allí pilló desprevenida a la Rubia Albión, y "nacionalizó " el guano, obligando a chilenos e ingleses, principales operadores, a vender al Estado peruano, a precio vil, sus empresas y covaderas guaneras.Con esa bonanza se conviertieron en la principal potencia económica y bélica de Sudamérica. Así quisieron repetir la misma maniobra , en 1870, con el salitre, esta vez , incluyendo a Bolivia. Para eso,celebraron contra Chile, el Pacto Secreto de 1873, QUE INCLUÍA A ARGENTINA. Pero esta tranzó con Chile, la división de la Patagonia. La Patagonia Oriental, para Argentina y la Occidental para Chile y así está hasta hoy.Era un territorio despoblado y hostil ,y así está hasta hoy.A cambio dijo Argentina en el Pacto Fierro-Sarratea, Chile podía sin problema crecer hacia el Norte.El Estrecho de Magallanes para Chile, el Cabo de Hornos y el Mar de Drake , para Chile.
Perú , embriagado por la bonanza del guano, y creyéndose aún el Virreynato de España en Perú, pero sin la grandeza de España ( y nunca el Virreynato del Perú ) intentó pasar por encima de Inglaterra y de de su aliado Chile.Eso perdió al Perú. Inglaterra ES la dueña del mundo y de los EE.UU. HASTA HOY.Chile, más afectado que nadie por las maniobras arteras de Perú,el cual usando a los brutos bolivianos , ya su bárbaro y cobarde mandamás del momento el bruto de HILARIÓN DAZA ( Abofetaba en público a Ministros y Generales, y se le conoce como el Héroe de Camarones ) De allí a la guerra , había un paso y esta vino. Cuando se declaró la guerra , en Lima el populacho Rimaco, salio a dar vivas a la guerra. Bueno ya saben como les fue..¿Vamos por la revancha, entonces cholitos..?

Arróspide dijo...

Para todos los que aquí opinan:
Hay guerras justas y guerras injustas. Las guerras justas sirven para p.ej. liberar a un pueblo de la opresión. Y esa (llamada en el Perú la Guerra del Pacífico) fue promovida para favorecer a intereses imperiales británicos y de sus servidores chilenos explotadores de su propio Pueblo. Y para eso tienen fuerzas militares! Lo demás, es una suma de datos y hechos, que sacados de su verdadero contexto solo sirven para exaltar odios entre pueblos. Mas no así van a explicar y analizar las verdaderas razones del fenómeno de la Guerra.
Y todas estas deformaciones humanas que cometen los ejércitos invasores en guerras injustas, que es bueno señalarlas como lo que son y para qué sirvieron: para los objetivos británicos y de las clase ricas de Chile y también peruanas (que se vendieron a las botas invasoras, que es cierto! y con honorables excepciones por supuesto)

Una observación: el artículo dice "Ese mismo día fueron sorprendidos varios sujetos cuando desenterraban cañones en Piedras Gordas, dos de ellos fueron fusilados".
Cómo es eso que eran dos sujetos. Acaso no eran dos peruanos de Lima que a pesar que no existía ejército se veía en la obligación de defender su patria, el suelo que les vió nacer? Dos héroes anónimos. Qué vergüenza o es que se trata de un texto tomado del ejército invasor? Entonces, por lo menos aclararlo y criticarlo.


Pregunta: Por qué creen algunos en Chile que otra guerra podría darse si fuera necesario, y que sería una repetición de lo mismo?
Por que cuentan con unas FF.AA. más eficientes, profesionales y posiblemente mejor equipadas, y las FF.AA. peruanas todo lo contrario y sobretodo sin espíritu de sacrificio entregadas a la corrupción y la vanidad? Acaso no existieron en la historia de la humanidad estas abismales diferencias en fuerzas que se oponen y casi siempre gana el lado que tiene la razón y lucha por la justicia? Claro, eso implica muchísimas cosas, pero el Pueblo peruano, el pueblo peruano nunca ha hincado las rodillas, esa es nuestra historia, revisarla si hay dudas.


Anónimo dijo...

Nos metimos en una guerra que no era nuestra, poco preparados y con un aliado que se fue a sus cerros cuando las cosas empezaron a pintar mal. Nos merecimos el resultado por cojudos.

Peruano total dijo...

Chile hoy tendrá mejor ejército armas y lo que quieran, pero de que se repita la historia, no tiene lugar... Hay algo que el soldado peruano de hoy tiene... huevos para luchar y vencer, cosa que no pasaba con esos soldados de antaño (con excepciones ) No entiendo como existen algunos chilenos que creen que pueden repetir la historia. Leo a un descerebrado dexir que nos jugamos la revancha como si el fuera a luchar. Que pobreza mental.

Juan Pablo dijo...

Huevos? por favor, no engañes!!!

Fernando Sepulveda dijo...

No hay cosa peor que la guerra ni bien más preciado que la paz. Para alejar la segunda y conservar la primera, es imprescindible conocer la historia desde todos los ángulos que sea posible. Nadie es dueño de la verdad y esta no es una marmita de oro al final de un arcoiris. Los esfuerzos como los de este blog son valiosos en ese sentido. A mis 58 años, hay momentos en los que me parece recién estar comenzando a saber. ¡Desde Valparaíso, saludos cordiales!

Anónimo dijo...

No sé porqué algunos peruanos llaman hermanos a los Chilenos. Esta escoria no son hermanos de nadie, en su ADN transmiten la maldad de generación en generación.

Victoriano dijo...

Perú seguirá creciendo gracias a su gente y sus riquezas. Los vecinos que se quedan se quedarán y el Sol del Imperio Incaico volverá...pero en una nueva versión prístina, cristalina, llena de esplendor.

Toño dijo...

¿ La estupidez no tiene límites ?...en ambos lados...

Anónimo dijo...

Dejen de botar los recursos, leo con espanto que Perú es uno de los países que gasta más en armamento del mundo, y la pobreza que tiene? Como le explican a toda esa gente que vive en casuchas, con orina corriendo por la calle, niños desnudos, que millones de dólares se van al mercado de armas. No es moral. Las mujeres salen a prostituirse a Chile Argentina, España, vean los anuncios. No les da pena? Todos los países latinos no deben darle sus recursos a los mercaderes de la muerte, por moral, y eso traspasarlo en ayuda a su gente. Augusto Skoddenheime, chile.

gerorag ayerbe gomez dijo...

anonimos dime en que pais no hay lo que mencionas dime cual

Publicar un comentario

GDP1879 te invita a visitar↓↓↓ Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...