domingo, 6 de marzo de 2011

M. I. Prado, General chileno

Prado, General chileno

Luego de la victoria peruana frente a la escuadra española en el combate del Callao el 02 de mayo de 1866, el gobierno chileno decide dar el título de Generales de División del Ejército de Chile, a los presidentes de Perú, Bolivia y Ecuador (con los que se había formado la cuádruple Alianza contra España), en virtud de la siguiente Ley

"Santiago, agosto 17 de 1866
Por cuanto el Congreso Nacional ha aprobado lo siguiente
Proyecto de Ley:
Art° 1 La República de Chile, por el órgano de su Representación Nacional, declara: que han merecido bien de Chile por su noble actitud en la actual guerra contra España, los Excmos. señores don Mariano Ignacio Prado, Presidente de la República del Perú, don Jerónimo Carrión, Presidente de la República del Ecuador y don Mariano Melgarejo, Presidente de la República de Bolivia.

Art° 2. Confiérese el título de General de División del Ejército de Chile con los honores y preeminencias anexas a él, a los Excmos. señores don Mariano Ignacio Prado, don Jerónimo Carrión y don Mariano Melgarejo, quienes gozarán del sueldo correspondiente mientras residan o permanezcan en Chile.
Y por cuando, oído el Consejo de Estado, he tenido a bien sancionarlo; por tanto, promúlguese y llévese a efecto en todas sus partes como ley de la República-

José Joaquin Pérez
Álvaro Covarrubias"

La singular distinción fue recibida por el dictador en octubre de 1866. 

Un año después, Prado enfrentó la sublevación de Diez Canseco en Arequipa, siendo derrotado, por lo que dimitió en enero de 1868 y se embarcó para Chile días después. Llegó a Santiago ostentando el grado de general de división del ejército chileno. Allí estuvo dedicado a explotar las minas de carbón de piedra Quilachanquín, cerca de Carampangue, y Maquehua. En mayo de 1872, en Valparaíso, Prado junto a otros capitalistas, formaron la Sociedad de Minas de Carbón de Carampangue para explotar ambas minas.

Radicó en Chile durante 5 años, cobrando el sueldo de General chileno, regresando al Perú en 1873.

En marzo de 1879, M. Prado reconoció sus inversiones en negocios mineros, en una entrevista que tuvo con el cónsul chileno Joaquín Godoy, según la versión del cónsul chileno, publicada en el libro de Gonzalo Bulnes, De Antofagasta a Tarapacá
"Prado se paseaba ajitado. Al entrar Godoi a la sala le dijo con vehemencia. ¿Qué quiere decir esa nota que he leido solo hoi? La neutralidad o la guerra, jeneral. le contestó amistosamente Godoi. -¿Cómo es posible que vayamos a la guerra? replicó Prado, i estendiéndose en consideraciones le recordó que estaba ligado por afectos profundos a la sociedad chilena, que le habia acojido cariñosamente en la época de su destierro. Le agregó que su fortuna estaba radicada en un establecimiento carbonífero en Chile, para manifestarle que deseaba la paz, no solo por gratitud sino hasta por egoismoPrado hablando asi era sincero". 
Al declarar Chile la guerra al Perú y Bolivia, Mariano I. Prado renuncia al título de General del Ejercito chileno, y envia además la siguiente carta:
"Lima, abril 5 de 1879. Al señor Ministro de la Guerra de la República de Chile Señor ministro: Hoy que Chile ha declarado la guerra a mi patria, la clase de general de división con que el Congreso de esa República tuvo a bien investirme es inaceptable con mis deberes de peruano y mandatario del Perú. Por tanto, renuncio al generalato, dando las debidas gracias por el honor que se me dispensó. Dios guarde a U. S. - Mariano Ignacio Prado"
 ***************
Saludos
Jonatan Saona

4 comentarios :

Anónimo dijo...

buena la pagina.

sldos. desde Chile

Anónimo dijo...

ESTE MALDITO TRAIDOR SE LLENO LOS BOLSILLOS, TUVO EMPRESAS EN CHILE, Y LUEGO SUS HIJOS (DE SU MATRIMONIO) SE BENFICIARON, CON EL BANCO POPULAR, Y UNO HASTA LLEGO A SER PRESIDENTE. DEBEMOS LOS PERUANOS LEER MAS PARA QUE ESTAS LACRAS JAMAS SEAN ELECTOS.

Anónimo dijo...

Estoy verdad

Anónimo dijo...

Este traidor que solo pensaba en sus intereses seria digno incluirlo en la novela de Dante Aligheri iria a la galeria de los grandes traidores a lado de Judas Iscariote y otros mas. El mas grande daño no fue su fuga al extranjero sino la compra de 2 monitores de rio usados de los Estados Unidos en 1868 los cuales no podian navegar por mar, por el cual pagaron el equivalente a 5 monitores como el Huascar, pero lo hizo solo en el negociado estubo Aurelio Garcia y Garcia y su hermano Jose Miguel Garcia y Garcia con quienes se coludió para estafar al estado peruano.
Quisiera agregar que Aurelio Garcia y Garcia en el combate naval de Angamos rehuyo el pedido que le hacia la tripulacion de "la Union" para enfrentar junto al "Huascar" a al armada chilena, Luego "La Union" seria incendiada en la rada del Callao despues de la batalla de miraflores.

Publicar un comentario

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...